Upcycling - No es sólo moda.

La reducción de residuos es un objetivo importante que comparte todo aquel que quiera ayudar a preservar el medio ambiente. Desafortunadamente, cuando los artículos que las personas usan a diario, como frascos de vidrio, jeans, muebles y neumáticos, ya no son útiles, generalmente se desechan. Estos son los elementos que finalmente llenan los vertederos y dañan el medio ambiente.

Una de las formas de reciclar estos residuos es el Upcycling, que más que de reciclaje, es un recurso creativo para ser sostenible y también para aportar más valor a los objetos y muebles de nuestra casa.

El Upcycling es un término también conocido como supra-reciclaje, o reciclaje creativo.

Un mueble nuevo contará una historia al cabo de unos años, pero un mueble u objeto que proviene del upclycing ya cuenta una historia en sí mismo. No solo por la propia transformación del objeto, sino por la idea y las técnicas empleadas para que se convierta en lo que hoy es.

Upcycling es reelaborar, reinventar, tratar de ver nuevas formas dentro de las ya existentes sin que pierdan ese toque original que las identifica. Esta es otra gran diferencia entre upcycling y recycling: mientras que, cuando algo se recicla, el material u objeto pierde su forma original, la gracia del upcycling es que se pueda identificar claramente qué era ese objeto antes de su nueva función. Es una especie de homenaje, una exaltación y realce de lo que ese objeto fue una vez.

Donde se aprovechan objetos para crear productos por medio de la creatividad que tienen un mayor valor que el que tenía el objeto original.

Upcycling significa dar una vuelta de tuerca, en pensar otro uso, en aprovechar los recursos de los que disponemos para crear nuevos objetos a los que proporcionamos un toque de aire fresco mediante la creatividad del diseñador.

Dando forma a una práctica que demuestra que la economía circular es posible.

Dejar un comentario